InicioACTUALIDAD"Franciscus", la apuesta de Flavio Mendoza a la calidad y la emoción...

“Franciscus”, la apuesta de Flavio Mendoza a la calidad y la emoción genuina

Publicidad

Uno va viendo como el público se emociona, se deja llevar por esta suerte de cuento infantil, mirando allá la orquesta, aquí palomas que vuelan sobre la platea, allí Cruzados sobre caballos que parecen caer desde el cielo y sobre el escenario, un relato en dos tiempos: la transformación de Giovanni Bernardone en San Francisco de Asís en el 1200 y una familia que hoy se desvela por la salud de su hijo internado.
Federico Salles es Francisco, Leticia Brédice es la madre que vela a su hijo y cada uno de ellos tracciona en su tiempo un camino espiritual, que va dejando atrás lo material para valorar el amor, la familia, la comunidad y, esencialmente, al otro.
Flavio Mendoza se puso al hombro esta ambiciosa y lograda producción de “Franciscus, una razón para vivir” sobre concepcion y guión original de Alejandro G. Roemmers en la que se sumó Norma Aleandro a la dirección artística.
En la historia de Brédice, la acompañan Ana María Picchio, Fabio Aste y el niño Xavier Nazar Dutka (delicioso en el cuadro del lobo); mientras que junto a la pareja central de Francisco y Clara (impecable Flor Otero), se destacan Patricio Arellano, Eliseo Barrionuevo, Diego Hodara y Pedro Velazquez como sus primeros “franciscanos”, en un elenco de más de cincuenta personas en escena, algo que ningún productor comercial encararía en estos tiempos.
El vestuario, las coreografías, las pantallas, el ensamble completo, las escenografías (impresionante la aparición del Papa en el Vaticano, conmovedora la escena de la Virgen), los efectos (aplausos para Ariel del Mastro en la puesta técnica general) la orquesta en vivo, las voces, todo se conjuga para ofrecer un espectáculo que recomendamos por el talento, por el esfuerzo y por la paz que trasnmite y que revalorizamos por estos días.

Publicidad
TEATRO
Publicidad
PERSONAJES
Publicidad

LAS MAS VISTAS

Publicidad